Inicio Deportes Fiorentina vence al Milan y lo hunde aún más en su crisis

Fiorentina vence al Milan y lo hunde aún más en su crisis

La fecha 6 de la Serie A tuvo este domingo un partido entre dos equipos que siempre prometen con ser protagonistas pero que se terminan quedando más en promesas que en realidades: Milan y Fiorentina. Y, esta temporada, o al menos el inicio de ella, marca nuevamente esa realidad: ambos equipos arrancaron de forma irregular y se encuentran navegando de mitad de tabla hacia abajo. 

El partido arrancó parejo y sin situaciones hasta los 10’, cuando Chiesa quedó mano a mano ingresando al área por derecha y sacó un remate fuerte y bajo que Donnarumma sacó al córner.

Y, dos minutos después, una jugada individual descomunal de Ribery se auto generó un mano a mano que Donnarumma contuvo muy bien pero, en el rebote, Bennacer bajó a Chiesa y Giacomelli no dudó en pitar el penal que Pulgar cambió por el 1-0 para la Fiorentina.

La primera reacción del local llegó recién a los 23’ con un potente zurdazo desde afuera de Suso que Dragowski se lució con una volada fotográfica para sacarla al tiro de esquina.

Después el partido volvió a entrar en una meseta intrascendente y sólo hubo remates a distancia de uno y otro lado pero sin llevar peligro. 

El complemento arrancó con otra pésima noticia para el equipo de Giampaolo, que rápidamente se quedó con 10 jugadores por la expulsión de Musacchio, quien le entró muy fuerte a Ribery, aunque para Giacomelli en primera instancia había sido tarjeta amarilla y luego corrigió a instancias del VAR.

Sobre los 13’, un violento remate de Pulgar desde afuera del área volvió a exigir a Donnarumma a una buena estirada para sacarla al tiro de esquina. Pero, a los 20’, el arquero dejó un rebote corto tras un centro rasante de Chiesa y le dejó servido el gol a Castrovilli, quien solamente tuvo que empujarla para poner el 2-0. 

Para colmo, sólo cuatro minutos después, el autor del segundo tanto se metió al área y fue derribado nuevamente por Bennacer, quien cometió su segundo claro penal en el partido. Allí, Chiesa fue el encargado de cambiarlo por gol para liquidar el encuentro, aunque Donnarumma se lució  y lo atajó para dejar con algo de esperanza al local.

Pero, la gran supremacía de la Fiore no quedó ahí: a los 32’, Ribery recibió por izquierda, se hamacó hacia el medio dentro del área, dejó a dos rivales en el camino y sacó un latigazo bajo al primer palo que se metió bien pegada al caño derecho de Donnarumma para sentenciar la historia.

Para decorar el resultado, tres minutos más tarde Leao hizo una gran jugada individual entre cuatro rivales y definió cruzado ante la salida de Dragowski para poner el 1-3. 

De esta manera, la Fiorentina acumula 8 puntos (dos triunfos, dos empates y dos derrotas) y se acomoda en mitad de tabla. En tanto, el Milan acumula su tercera derrota al hilo -incluido el derby ante Inter- y se hunde con 6 unidades (dos triunfos y cuatro derrotas), sólo un punto por encima de la zona de descenso.

Síntesis del partido:

Además:  Jugadores del Bologna llaman a hinchas que encaran la cuarentena en solitario

Milan (1): Gianluigi Donnarumma; Davide Calabria, Mateo Musacchio, Alessio Romagnoli, Theo Hernández; Franck Kessié (ST 0’ Rade Krunic), Ismael Bennacer, Hakan Calhanoglu; Suso (ST 34’ Samu Castillejo); Rafael Leao, Krzysztof Piatek (ST 12’ Léo Duarte). DT: M. Giampaolo.

Fiorentina (3): Bartlomiej Dragowski; Nikola Milenkovic, Germán Pezzella, Martín Cáceres; Pol Lirola, Erick Pulgar, Milan Badelj, Gaetano Castrovilli (ST 34’ Marco Benassi), Dalbert; Federico Chiesa (ST 38’ Kevin-Prince Boateng), Franck Ribery (ST 44’ Rachid Ghezzal). DT: V. Montella.

Goles: PT 13’ Pulgar -de penal- (F); ST 20’ Castrovilli (F), 32’ Ribery (F), 35’ Leao (M).

Amonestados: PT 12’ Bennacer (M), 35’ Milenkovic (F); ST 3’ Pezzella (F), 41’ Calabria (M), 42’ Lirola (F), 42’ Benassi (F).

Expulsado: ST 9’ Musacchio (M).

Incidencia: ST 25’ Donnarumma (M) le atajó un penal a Chiesa (F). 

Además:  Reabre el Duomo di Milano para quienes compren entradas en línea

Árbitro: P. Giacomelli.

Estadio: Stadio Giuseppe Meazza - San Siro (Milan).

Deja un comentario