Inicio Deportes Violencia en el fútbol: Napoli se pone firme contra el racismo y...

Violencia en el fútbol: Napoli se pone firme contra el racismo y desafía a Salvini

Luego de que el vicepremier Matteo Salvini se mostrara contrario a calusuruar estadios y supsender partidos por cánticos racistas, Napoli aseguró que avala lo dicho por su entrenador, Carlo Ancelotti, y que se plantará en el campo si vuelve a suceder un hecho racista.

"Estoy absolutamente en contra del cierre de los estadios y la prohibición de público porque es la rendición del Estado. Si este no puede garantizar un juego el sábado, el domingo, significa que no puede hacer su trabajo", opinó Salvini.

"Cada semana hay 12 millones de fanáticos que siguen eventos deportivos y 6.000 matones que no deben confundirse con los fanáticos", agregó.

El debate sobre la seguridad en el fútbol llega tras los serios incidentes en la previa del Inter-Napoli donde un hincha murió. Además, en ese partido, el defensor Kalidou Koulibaly sufrióconstantes gritos racistas.

El partido escribió una página negra en la historia del Calcio

El encuentro no fue noticia porque se enfrentaban el segundo contra el tercero en la tabla de posiciones, ni por el gol de Lautaro Martínez sobre la hora que le dio el triunfo al local, ni siquiera por la expulsión de Koulibaly. 

(Foto: @kkoulibaly26)

Aunque, claro, directa o indirectamente, la roja al senegalés tuvo que ver con el momento que estaba atravesando el defensor en el partido, de tensión y nerviosismo, provocado por los cánticos racistas que le propinaron los hinchas locales minutos antes y que dieron la vuelta al mundo cuando Carlo Ancelotti dijo en conferencia de prensa que varias veces le pidió al árbitro que parara el partido y que hizo caso omiso a eso y que Koulibaly estaba muy nervioso. 

Además:  Racismo y un muerto en Inter vs Napoli: la palabra de Ancelotti

Si bien el Tribunal sancionó con dos partidos a puertas cerradas al Inter, para el club napolitano las cosas deberían ir mucho más allá. De hecho, el propio entrenador dijo que si vuelve a ocurrir algo similar, él mismo ya dio las órdenes para que sus dirigidos paren el partido y dejen de jugar si el árbitro no toma cartas en el asunto –como recomienda la FIFA, que indica que ante la primera manifestación racista se debe detener el partido y pedir por altoparlantes el cese de las mismas– e, incluso, si se siguieran repitiendo hasta los sacaría de la cancha y se los llevaría al vestuario. 

Sin embargo, la polémica se desató cuando Salvini se manifestó en contra de la suspensión de partidos por actos racistas por considerarlo proclive a ser un motor de extorsión para los simpatizantes que acuden a los estadios.

"Suspender los partidos por cánticos ofensivos representa un asunto delicado. Corremos el riesgo de poner el destino de muchas personas en manos de muy pocas. Además, es difícil encontrar criterios justos para la decisión", argumentó. 

Todos fuimos migrantes alguna vez.

En medio de este panorama, el club que encabeza Aurelio De Laurentiis ya avisó que está de acuerdo con la decisión tomada por Ancelotti y los jugadores y que avala que, en caso de que se volviera a dar una situación de racismo, ellos mismos paren el partido y hasta se retiren del campo de juego si el árbitro no toma medidas al respecto.  

Deja un comentario